TÉCNICA DEL PORTERO

TÉCNICA DEL PORTERO

 

PARADAS BLOCAJES: Es sujetar el balón con las manos.

 

DESVIACIONES: Es el hecho de cambiar la trayectoria del balón, normalmente en casos extremos. Generalmente con las manos y los pies, en casos extremos con cualquier parte del cuerpo.

 

DESPEJES: Es el hecho de golpear un balón para alejarlo de la portería. Generalmente se utilizan los puños, y los pies, en situaciones comprometidas con cualquier parte del cuerpo.

 

PROLONGACIÓN: Es cuando el balón no cambia de trayectoria, aunque puede cambiar de altura y se hace en beneficio propio.

 

RECHACE: Es rechazar el balón con cualquier parte del cuerpo impidiendo con ello la eficacia del adversario. Ante la proximidad del adversario  y balón, y la imposibilidad de efectuar  el blocaje.

 

TIEMPO DE REACCION DISCRIMINATIVA:  Es el que el sujeto emplea para elegir, según el estimulo del juego, entre varias posibilidades de respuesta.

 

DESVIO CON PROLONGACION: Cuando el portero desvía por encima del travesaño, y el balón no cambia su dirección, y si su altura, y aunque no lo ha vuelto a recoger, se ha producido una situación distinta al desvío y a la prolongación.

Dejar un comentario